El precio del vino no repunta pese al aumento del consumo interno

El precio del vino no repunta pese al aumento del consumo interno

El titular del INV Guillermo García declaró a los medios que junio fue el mejor mes de venta de vino en los últimos diez años, que hubo un gran aumento de ventas, tanto en el mercado interno como externo.

El Gerente General de Fecovita, Juan Rodriguez, desde el piso de Canal 9, se refirió a las declaraciones del titular del INV “Estamos recuperando la caída que se produjo en 2014, que nos tenía muy preocupados por los cuatro puntos del mercado interno. Recuperar consumo es importante, las empresas estamos recuperando consumo. Pero el precio del productor no repunta. Está repuntando el consumo en tetra y perdiendo en las botellas de primer precio, pero es alentador que se recupere consumo”.

-¿Crece la exportación de vinos a granel sin etiqueta, dejando atrás el envasado en origen? ¿Se ha perdido calidad?

– Calidad es desde un vino envasado en Tetra hasta una botella de alto consumo. Lo que se ha perdido es el trabajo que se hizo en el exterior y lamentamos muchísimo eso. La industria vitivinícola en particular trabajó bien en el exterior, nos pusimos todos de acuerdo. Desarrollamos el mercado interno a través de las marcas y quizás en 2008, 2009, se produjo un quiebre de competitividad y fuimos perdiendo desde la línea de primer precio, exportaciones.

Quedó el granel que es un commodity, que depende de la producción de España para colocar volúmenes o no, España tiene excedentes por su reconversión y está muy difícil. A las empresas nos interesa la marca,  y en esto, lamentablemente hemos perdido. El dólar es una consecuencia de la inflación: esta eleva los costos, hasta ver donde se puede trasladar. A un consumidor como Estados Unidos, no puedo trasladarle costos internos del 20 o 30% porque no lo entiende. La realidad es la inflación, costos internos y competitividad. El problema es que en la medida en que pierdo valor agregado, pierdo trabajo. Por ello la mano de obra es tan importante en la vitivinicultura y es así como la debemos mantener. Lo importante es portar valor agregado y marcas que nos dan un mercado sustentable, porque el vino, en el mundo, sobra.

“Creo que estamos todos intentando sacar los volúmenes que son excedentarios para el mercado, que hacen que la oferta sea abundante, por lo cual la ley de oferta y demanda hace que el precio del granel no se recupere. Esto tiene que ver con el acuerdo Mendoza-San Juan y la derivación a mostos, que decía Guillermo García en entrevista. Hay que regular los stocks, Mendoza y San Juan en 1995 nos pusimos de acuerdo en que los excedentes había que darles otro destino, lo principal es el mosto. En 2014 se puso un porcentaje muy bajo, si bien 2015 se puso un porcentaje alto no se cumplió, por lo cual sigue habiendo excedentes y hay oferta. Mientras la haya, la demanda está mucho más tranquila. Esto hace que afecte al eslabón más débil de la cadena, que es el productor”.

-¿Cuál es el mensaje?

– Lo que se hizo fue lograr poner a toda la industria en conocimiento de que tenía que trabajar en altos estándares de calidad, ser competitivos y abrir las puertas al mundo. Es lo que se ha hecho, no somos ajenos a las problemáticas de las economías regionales, porque la nuestra es una economía regional más y nos afecta en la misma forma. El mensaje es trabajar lo mejor posible y entre todos, estimular tanto el consumo como la eficiencia en la cadena de producción para que le llegue mejor al productor y tengamos una actividad sustentable, porque sin productor no tenemos vitivinicultura.

DESTACADAS